La Terraza MalaBar

Es la “sensación” del verano: la terraza MalaBar. De 17:00 a 3:00 podrás disfrutar de atardeceres espectaculares y noches estivales bajo las estrellas mientras disfrutas de unos cócteles o unas cervezas a ritmo de buena música. Y si tienes hambre, no preocuparse, porque en el mismo edificio podrás llenar el estómago en alguno de los restaurantes del edificio, todos ellos del Grupo La Sucursal.

Los mejores chiringuitos de Valencia

El mejor plan que hay en verano en Valencia se encuentra en los chiringuitos, ya sea para tomar un aperitivo, comer una paella, echarse una siesta en las tumbonas, refrescarse con un helado, disfrutar de unos cócteles, echarse unos bailes… Las opciones que esconde un chiringuito para pasarlo bien, y relajarse, son muchas. A pie de playa, con piscina, camas balinesas, zona chill-out, espacio infantil… aquí te dejamos una selección con los mejores “quioscos” estivales de Valencia.

 

Calipso Chiringuito (Av. d’Itȧlia 2A – Sagunto): en la Playa d’Almardá de Sagunto se encuentra este chiringuito que cada año comienza la temporada estival con música en directo, dj’s, teatro y actividades para los más peques de la casa. Además de bebidas, ofrecen comida rica para compartir como nachos, hummus o pizzas. Aquí van más allá y proponen una experiencia para que disfrutes de las tardes veraniegas, y sus correspondientes puestas de sol, con buena música y un ambiente de lo más mediterráneo.

Elocho (Calle de la Patacona – Alboraya): “es tu momento en la playa”, concretamente en la Playa de la Patacona en el municipio de Alboraya. Un chiringuito de los de toda la vida donde además de unas cañas o unos cócteles, también podrás disfrutar de batidos de fruta natural o arroces (por encargo) y… ¡conciertos en directo!

 

A la Bartola Beach (Paseo Marítimo de la Patacona 83 – Alboraya): también en la Playa de la Patacona, en Alboraya, se encuentra este chiringuito. Su nombre lo dice todo, aquí se viene a “tumbarse a la bartola”, a relajarse, a disfrutar, a no hacer nada más que pasar un buen rato y descansar. Fiesta, gastronomía y buen rollo es lo que te espera en este bonito rincón. Un motivo más para ir “A la Barola”: el respeto por el medio ambiente.

 

La Calita (Playa Dossel s/n – Cullera): si prefieres una opción más “alternativa”, en cuanto a chiringuitos se refiere, toma nota. Hablamos de La Calita, en la Playa Dossel de Cullera, un sitio estupendo para asistir a conciertos y descubrir bandas poco conocidas pero con mucho talento; y por las noches pasa un buen rato con los monólogos que organizan. Relax y diversión aseguradas, un plan perfecto para disfrutar con amigos, en pareja o en familia. Whoever.

 

Sol i Lluna (Calle Riu – Xeraco): nos encontramos ante un “oasis” en la orilla de la Playa Xeraco donde disfrutar tanto de día como de noche de momentos mágicos al lado del Mediterráneo así como de un buen aperitivo tumbado en una hamaca mientras contemplas el mar, todo esto acompañado de unos refrescantes cócteles o granizados y la mejor música chill out & soulful house. Además de conciertos, proponen noches de monólogos, barbacoas, actividades infantiles… ¡y más! También sirven paellas (previa reserva).

 

Playa Varadero Beach Club (Avinguda de la Pau – Gandía): está situado en pleno corazón del Puerto de Gandía, en el barrio marítimo de Grao de Gandía. Si lo que buscas es comer bien y pasar un rato de lujo, este es tu sitio. Camas balinesas, gastronomía, coctelería y una playa artificial, para que no eches nada en falta. Entre sus actividades destacan los monólogos, las sesiones de dj’s en directo y algún que otro espectáculo. Un marco idóneo para celebrar todo tipo de eventos: desde bodas, cumpleaños, afterworks…

 

Oli ba ba (Carrer de Roderic de Osona s/n – Oliva): lleva desde 1984 abierto y es considerado EL CHIRINGUITO de la localidad de Oliva. Llaman la atención las dos figuras monolíticas que nos dan la bienvenida, otorgándole un aire tribal al ambiente. Sobre la arena de la Playa de Oliva disfrutarás de aperitivos, cócteles, paellas y hamburguesas, helados, granizados o de una cabezadita en alguna de sus hamacas. Todo esto en un ambiente único, amenizado por el día por música chill out y por las noches por el mejor electro y minimal.

 

La Más Bonita (Passeig Marítim de la Patacona 11 – Alboraya): regresamos a Alboraya, a la Playa de la Patacona. Este chiringuito/restaurante/cafetería está inspirado en la típica casa de Formentera, de construcción rústica, paredes blancas, vigas a la vista, techos altos… Su espacio dispone de tres ambientes diferenciados: el restaurante, el patio interior y la terraza con vistas al mar y cómodos sofás donde relajarse. Como dicen ellos mismos, aquí te ofrecen “la mejor manera de disfrutar de un día mediterráneo”, y es que desde por la mañana hasta la noche – después de un baño en la playa o un paseo marítimo – proponen desde desayunos, batidos naturales, cocina casera (recomiendan los nachos en salsa), combinados con o sin alcohol… ¡y más!

 

Si lo que te apetece después de un día de playa es darte un homenaje y disfrutar de una buena paella, toma nota con este listado de Las mejores paellas de Valencia.

Saona Santa Bárbara

En una de las zonas más conocidas de la ciudad, Rocafort, se encuentra Saona que cuenta con 500 metros cuadrados repartidos en una zona ajardinada a tres alturas diferenciadas y con una capacidad para 190 comensales. Como en los otros restaurantes del grupo, aquí disfrutarás de cocina mediterránea con una excelente relación calidad-precio.

Hikari Yakitori Bar

Hikari en japonés significa luz vibrante. La luz que cada noche desprende el juego de brasas que se da cita en sus fogones, sobre los que se cocinan cientos de brochetas cada día. Un espacio alucinante en un formato canalla, que le da un punto diferente a la cocina japonesa tradicional. Dos cosas a tener en cuenta: no se aceptan reservas y nunca abren a la hora de comer.

Río DOC

La cocina brasileña no es demasiado conocida por estos lares, pero cualquiera que haya probado platos de sus platos más emblemáticos estará contento de tener un lugar donde comer feijoada, tapioca, pao de queijo o prato feto. En la carta de Río DOC podrás encontrar todo eso y más cosas para que te sientas como en el mismísimo Sao Paulo.